Directorio Webs

 

Me encanta cuando nos duchamos juntos. Nuestros cuerpos desnudos bajo el chorro caliente. Me gusta como me miras con ternura mientras enjabonas mi cuerpo dulcemente. Soy una niña en tus manos expertas.

Contemplo el agua discurrir por tu piel brillante, tersa. Se vuelve más elástica al enjabonarte, mis manos resbalan por su superficie vagando y explorando. Te excitan mis manos y así me lo haces saber. Yo también estoy excitada y te lo digo al oído, aunque es evidente.

Siento como creces entre mis manos, modelando el barro y contemplas tu obra terminada. Me vuelven loca tus caricias, suaves e intensas, más intensas debido al jabón y al agua que cae sobre mi.

Quieres tenerme en tu boca, hacerme tuya. Me acuclillo en la bañera y te poseo, mis labios te besan ardorosamente. No puedo pensar en otra cosa que en mi lengua jugando sobre tu glande. Consigo volverte loco de placer.

Me gusta mucho sentirte en mi boca, que dirigir tu placer. En este momento me perteneces totalmente, eres parte de mí. Te engullo totalmente, te acaricio con mis labios, te siento desarmado, a mi merced, en mis manos y te deseo tanto…

Te deseo tanto que no puedo esperar más. Me levanto. Te abrazo, nuestros cuerpos resbalan y se acarician mutuamente. Siento mi sensualidad deslizarse entre tus muslos. Nos fundimos en un beso húmedo y apasionado.

Me vuelvo de espaldas a tí, ofreciéndome mi culo reluciente. Me sujetas a la jabonera inclinándome ligeramente. Puedes ver mi joya asomando entre las nalgas. La abro con mis manos para tí. Entras en mí profundamente, te recibo con mi abrazo íntimo.

Me cuelgo totalmente de la jabonera, parece que se fuera a romper de un momento a otro. Te mueves dentro de mí, te siento, me sientes, todo, todo. Quieres entrar, quiero estar, quiero morir, ten, soy tuya, te ofrezco mi preciado tesoro, disfrútalo, disfrutémoslo, sintamos juntos.

Te quiero de nuevo en mi boca, te tomo, te saboreo, disfrutas. Me tienes, ya no soy, no soy nada, soy tu, tu eres yo.